De la web 2.0 a la web semántica

Siempre que empiezo una charla en una sesión de formación me gusta hacer una evolución a través de la evolución de la web para situar a los oyentes y que todos sepamos en qué momento estamos.

Pasar de los diferentes momentos de la evolución de la World Wide Web a la situación actual de la formación a distancia es uno de mis momentos favoritos en toda sesión de formación. Me paso como una hora hablando para, al final, acabar justificando toda la chapa que les he dado con la forma con la que nos gusta hacer formación en E-Learning en RED. Transmitir tus convicciones a un grupo de personas que todo esto (en ocasiones) les pilla a contrapié resulta muy satisfactorio.

Aunque siempre resulta complejo justificar por qué hemos saltado de la web 2.0 a la web al cuadrado pasando por alto el momento de la web semántica. Cuando consigues explicar como funciona, o como sería el ideal de funcionamiento de la web semántica y por qué todo está por llegar los oyentes se quedan con una sensación de: "todo lo que has dicho hasta el momento no me sonaba, así que ahora que me hablas de algo que no sé que es y que además hemos pasado de largo... estoy superado, niño..."



Déjame que te dé un par de claves para poder justificar por qué la web semántica tardará en llegar. Y cuando lo haga, ya no será como la conocemos hoy por hoy.

Antes que nada: piensa en el enorme potencial que tendrían unos contenidos web bien indexados y bien etiquetados para la formación a distancia. Sería genial que tras realizar una consulta en cualquier motor de búsqueda, nuestro alumnado obtuviera resultados precisos y concretos al respecto de los que está investigando. Así podríamos organizar unos estupendos entornos personales de aprendizaje o unos fantásticos MOOC (cursos abiertos abiertos on-line) sin demasiado esfuerzo.

Y es que la web 2.0, la que todos vivimos hoy por hoy (y algunos ya han superado en favor de una serie de contenidos mucho más orientados hacia el geoposicionamiento comercial de sus actualizaciones) se basa en las folcsonomías.

  • La folcsonomía es, básicamente la indexación social. La clasificación social de etiquetas sin jerarquías ni relaciones. Lo que provoca una tremenda nube de contenidos con referencias, pero sin organización alguna.
La web semántica se basa en las ontologías.
  • La ontología es la formulación de un exhaustivo y riguroso esquema conceptual que facilita la comunicación entre diferentes sistemas y entidades. Lo que comúnmente se conoce como un razonamiento inductivo. El etiquetado de contenidos podría ser tan riguroso como un lenguaje de programación de alto nivel, lo cual facilitaría la labor de tener todos los contenidos de la web bien estructurados y organizados. Y cuando digo todos hablo de: imágenes, vídeos, flash, textos documentos... hace mucho que la web dejó de ser un conjunto de etiquetas.
  • Que no se os pase por alto que una serie de conocimientos etiquetados correctamente e interrelacionados entre ellos es, sin duda la antesala de la Inteligencia Artificial, ya que está directamente, como os he dicho antes, relacionado con la construcción del conocimiento inductivo.
La tarea es descomunal, casi inimaginable. Es imposible organizar todos los contenidos de la web bajo la misma estructura. Hay muchos matices que definir, estructurar y transformar en un código único. Nos separan fronteras culturales, sociales y personales.

Pero el día que lleguemos a ello, cuando se consiga que una búsqueda en la web arroje resultados de calidad, posicionados y valorados por el resto de los usuarios, habremos llegado al fin de lo que perseguimos.

Un paso más se ha abierto ante nosotros durante el proceso. Ese que hace que nuestros contenidos estén estrictamente on-line, "la nube". Llegará un momento en el cual serás un intérprete de comandos, porque tus contenidos pasarán de una máquina a otra sin que tu sepas realmente dónde están ubicados. Pero eso es "harina de otro costal", ya hablaremos de eso en otra ocasión.

Mientras tanto, no olvides de disfrutar de los que haces, ¡que eso se contagia!

6 comentarios:

  1. Un gran amigo me comentó ayer noche vía Facebook que entreveía una especie de entelequia (sin acritud y usando el termino castellano y no el usado por Aristóteles XD) en lo futurible de la Web, o del como será la misma, ya que como hemos comentado en la entrada ¿quien la estructura? ¿cómo se estructuraría?

    Coincido con él, como habitualmente, en lo complejo del asunto. Como habitualmente hacemos deberíamos discutir del tema tomando un par de cafés, sus puntos de vista siempre me arrojan una perspectiva nueva... Esta cuestión dá para muchos cafés y alguna que otra entrada nueva en el blog.

    ResponderEliminar
  2. Otra gran amiga hace una gran aportación y me comenta: "Respecto a lo del etiquetado, como que se queda corto... ¿Hacen falta más cosas? Sé que es un post de un blog, que no estás haciendo un ensayo. Pero podrías dar alguna otra pincelada sobre lo que se necesita en la web semántica."

    Y luego me hace una genial apreciación: "Sobre lo de organizar los datos de la red sobre la misma estructura. Me pregunto si es necesario que sea la misma estructura. ¿Pueden ser distintas y ya se crearán pasarelas que las hagan encajar?
    Es que hacer que todos hablemos el mismo idioma sí me parece imposible, la verdad. Pero cuando le das la libertad a la gente de que lo hagan como quieran todo se hace mejor y más rápido. Luego ya nos encargaremos de componer el puzle."

    Ella misma me ha facilitado éste enlace para quien quiera ampliar información: http://www.w3c.es/Divulgacion/GuiasBreves/WebSemantica

    (soy un tío afortunado, estoy rodeado de gente interesante)

    ¡Que os aproveche!

    ResponderEliminar
  3. Wow me lo he leído todo y tengo mil dudas pero es interesantísimo y de lo mas Útil, genial Post, de los mas interesantes que he te he leído J y los enlaces me han aclarado muchas dudas antiguas. Gracias !

    ResponderEliminar
  4. Siempre he pensado que los humanos, por naturaleza, no sabemos buscar.
    Nos quejamos de los resultados de las búsquedas, porque siempre hay que quejarse, pero a parte, porque hay tanto contenido que el resultado casi nunca satisface a la primera lo que se necesita.
    Si se desarrolla esto los resultados estarían más cercanos a la necesidad de cada uno, si la web se alimenta no solo de etiquetas, sino de todo lo que me rodea... hay más nodos enlazados y más facil o más opciones reales para responder la pregunta que le hago; no?

    Esto me supera con papas, pero realmente creo que es algo que va a pasar aunque sea por lógica de evolución en lo que le pedimos a la web.
    Digo yo que soy rubia y casi inepta...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como bien dices (y poca gente sabe más de nodos que tu) hay mucha más información enlazada que debería estar bien etiquetada para responder correctamente a cualquier consulta que hagamos.

      No te quito la razón, una buena búsqueda facilita obtener mejores resultados, si quieres puedes echar un vistazo a esta estupenda entrada de un blog genial: http://www.emezeta.com/articulos/guia-de-trucos-de-busqueda-en-google#axzz1fV6PD3I1

      Si, eres ru-bia, pero no inepta. No pretendas engañarnos ;)

      Eliminar

Si tienes algo que decir, aprovecha anda: